Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación. ‘Más información’. ENTENDIDO

jose martinez

El Day trading es una disciplina que se basa en la operativa a corto plazo. La diferencia entre Day trading y Scalping es que éste último abre y cierra posiciones en segundos o varios minutos como máximo y en Day trading se abren y cierran dentro del mismo día de negociación.

La tarea del Day Trader consiste en identificar al comienzo de cada sesión cuales serán sus entradas y salidas. Al finalizar el día cerrará las posiciones abiertas asumiendo una pequeña pérdida o realizando beneficios.

 

Como cada estilo de Trading, deberá adaptarse a las necesidades o requerimientos de cada perfil inversor. Si operando en Swing Trading (Operativa de días) o Position Trading (semanas o meses) no nos sentimos cómodos porque la operativa es lenta, entonces el Scalping  es nuestra disciplina. Una gran ventaja de esta modalidad es que el trader siempre se va a la cama sabiendo lo que ha ganado o perdido en el día.

Una desventaja es que se necesita un seguimiento constante de las operaciones, por lo que si tenemos otro trabajo que nos ocupa la mayor parte del día, no podremos desarrollar esta disciplina. Los marcos temporales en los que se mueven los Day Traders son: 15m,30m y 1h. Cuadros superiores a 1h se utilizan para determinar la tendencia principal y cuadros inferiores a 15m se utilizan para determinar las entradas y salidas.

Se utilizan los máximos y mínimos tanto del día, como de la semana o del mes. En la ruptura de estos se encuentran generalmente las oportunidades de negocio más importantes.

 

En el Day Trading se suelen manejar datos que se publican en días concretos, para aprovecharse de los movimientos direccionales del mercado.